Campos de arroz
Edición del 18 / 09 / 2018
                       
03/02/2018 09:58 hs

Historia de vida: adoptaron seis hijos a través del aviso de un diario

Río Cuarto - 03/02/2018 09:58 hs
Adoptaron seis hermanos de Charata, Chaco y tomaron esta decisión a partir de un edicto que vieron en el diario. Silvana nos permitió conocer la historia a través de una charla íntima en donde, café de por medio, nos contó acerca de las dificultades que deben atravesar como familia, los mayores logros en este proceso de adopción y las costumbres que tratan de inculcar en función de los principios de vida de esta familia riocuartense. 
Hace tres años cambió para siempre la vida de esta familia de Río Cuarto cuando decidió ir a buscar a seis hermanitos en Charata, Chaco para adoptarlos, luego de ver una publicación en donde la justicia de aquella provincia informaba que daba a los niños en adopción.
 
Hoy la familia está conformada por el matrimonio, que cumplirá 25 años de casados en el 2018, seis hijos adoptivos, más dos biológicos y los padres de Silvana. Once son los miembros que conforman esta gran familia bajo el mismo techo ya que el hijo mayor vive solo. 
 
Adoptaron seis hijos de 6 a 15 años y tienen dos biológicos Evangelina e Iván.
 
Todos asisten a los Scout, donde Iván es un referente. “Si hay algo que estos niños necesitan aprender es a seguir normas y reglas consensuadas por ellos, en un espacio de diálogo y participación”, señaló Silvana y aseguró que los seguirá enviando a este lugar porque cree que tienen mucho por construir en grupo.
 
Según el relato de esta gran mamá, la adopción se dio en el momento indicado, cuando ella dejó de trabajar.
 
-Periodista: ¿Cómo se enteró de la convocatoria?
 
-Silvana Soloa: Vimos una convocatoria con mi esposo por internet, cada uno por separado. Siempre tomamos un café antes de dormir. Conversábamos y me dijo ¿Vos sabes que ví por Facebook una convocatoria?, ¿Qué te parece?. Empezamos en un tipo juego a coquetear con la idea de traer a mis hijos de Chaco y en un momento de la conversación el me dijo, “Vamos a buscarlos”.
 
Desde ese momento, diciembre de 2014, a la fecha pasaron tres años y han sido múltiples los obstáculos legales y de adaptación que esta familia atravesó. Silvana  relata este proceso y nos cuenta cuáles fueron las mayores dificultades y las mejores satisfacciones que viven en el presente.
 
Silvana siente una gran responsabilidad en la crianza de sus hijos y en como dice ella, convertirlos en sujetos de derecho con una proyecto de vida. Para esto los niños asisten a los scouts y múltiples especialistas que trabajan en ayudarlos a superar las huellas dolorosas del pasado y en construir sujetos fuertes, que se amen y confíen en sí mismos. “La diaria es difícil, pero no estamos arrepentidos de haberlos ido a buscar, sólo sentimos una gran responsabilidad”, aseguró. 
 
“Casi te digo que no sé si voy a poder ayudar a todos mis hijos”, expresó Silvana.
 
-Periodista: ¿Sos consciente de eso?
 
-Silvana Soloa: Soy consciente de eso y me duele mucho. Creo que no me voy a dar por vencida. Yo los fui a buscar para guiarlos, no para que vivan encerrados.
 
La psicóloga me decía que los primeros años que estaban acá ellos tiraban de la soga para ver cuánto era mi aguante. No les toco un pelo. Un chico que ha sufrido tanto deja de tener sensibilidad al dolor y no voy a conseguir nunca que me respeten pegándoles.
 
Cuando en la charla se habla de las dificultades por las que han tenido que transitar, Silvana expresa que hubo un aprendizaje de muchos aspectos, por ejemplo que los chicos vivían encerrados con llave y los trajo a su casa abierta.
 
“Los traté como a mis hijos y no me puse a pensar nunca que ellos no eran mis hijos, que no me conocen y por ende saben que eso no se hace. Sus lineamientos de vida y de comportamiento son muy diferentes a los míos. Creo que pequé de inocente y de estúpida”, expresa con un dejo de dolor por las difíciles situaciones que tuvieron atravesar y con las que hasta el día de hoy deben lidiar.
Sin embargo nada empaña los aspectos positivos de este proceso que hoy en día la hacen sentir plena y orgullosa de que sus hijos tengan un proyecto de vida y manifiesten un futuro para cuando sean grandes.
 
“Son sobrevivientes”, definió.

-Periodista: Son sobrevivientes del dolor. De un sistema que olvida y violenta, agrede y abandona. De un sistema que tarda años en dar respuestas a las necesidades de una población y de niños que por sobre todo necesitan amor y una familia con confianza en ellos y en su capacidad de ser en función de la construcción y deconstrucción de sí mismos.  
 
-Silvana Soloa: “El cambio se ve en la mirada. Eran chicos que no sabían leer y aprendieron en seis meses. Aprenden súper rápido, pero tenés que estar todo el tiempo estimulándolos. Creo que generan ese comportamiento para llamar la atención”, describió. Sin embargo destacó que se encontró con niños educados que “no se peleaban, ni pelean por una coca” y que en detalles “te das cuenta que tenían miedo a ser ellos”.
 
“Cuando la psicopedagoga le preguntó a uno de mis hijos ¿Por qué peleás? Le contestó que en la vida es así, porque si no peleás los otros te pegan” cuenta Silvana quien explica que al principio fue muy difícil y recién ahora están afianzando en el vínculo.
 
Finalizando el fallo de la guarda preadoptiva, Silvana y su marido, reunieron a los niños y les informaron y preguntaron cuál era la decisión de ellos. Los niños contestaron que los querían como sus padres y llevarían su apellido. “Es una mezcla de pequeñas caricias al alma, es una construcción”, manifestó Silvana.
 

Con respecto al comportamiento señaló una triste realidad que viven miles de niños en Argentina que residen en orfanatos y hogares a la espera de una decisión judicial: “Se portan mejor cuando cada hermano está solo, porque ninguno de ellos acepta al otro ya que al final eso de ser los seis lo vivieron como un karma. Por el mal comportamiento de uno u otro, los devolvieron a todos de otra familia que intentó adoptarlos".
Los niños anteriormente a la familia de Río Cuarto habían sido entregados a una familia de Tucumán en donde estuvieron cuatro meses y los devolvieron.
 
LV16.com | Una mirada vale más que mil palabras 

Silvana se refirió a los malabarismos económicos que deben hacer para que el sueldo de su esposo pueda solventar a esta numerosa familia y comparó lo que era su vida siendo empleada de una empresa de transporte a hoy como ama de casa y mamá de 8 hijos.

“Económicamente me cambió la vida, no lo vivo como un faltante, pero es una realidad. Yo hoy trabajo en mi casa, haciendo lo que mejor me sale, que es ser mamá y a veces no me sale todo. Hoy por hoy entendí lo que es una buena educación y quiero para mis hijos eso. No les voy a dar lujos, pero por lo menos sabrán valerse por sí mismos. El mayor aprendió a leer y cuando termine el colegio podrá trabajar y mantenerse”.
 
Silvana cuenta que cuando van en el auto para que los chicos no se peleen juegan a deletrear palabras y resulta que mejoraron mucho deletreándolas. “No soy psicopedagoga, pero esas mejoras son satisfacciones chiquitas. Te dormís con la sensación de que hoy pusiste tu grano de arena en el mundo”, añadió.
 
"Fui, los busqué y doy lo que tengo. El resto, la vamos peleando. Tengo un equipo de fútbol, los amo”, expresa con seguridad de la decisión de vida que tomó.
 
Por último hizo referencia a las ya conocidas dificultades que deben atravesar las familias que deciden adoptar y en este marco a las fallas del sistema de adopción argentino.

Silvana la mujer fuerte, la mujer que dejó un estilo de vida para ser una mamá full time de 8 hijos, la mujer firme en sus decisiones y palabras, pero que por la noche ríe a escondidas de las travesuras de sus hijos. La que con su esposo, decidió empoderarse al adoptar y empoderó a los niños en una lucha diaria contra la angustia y el miedo de no poder, de no ser capaz. Desafió el “destino” de los niños y le dio y da batalla al fallado y fracasado sistema de adopción argentino.

Informe de Carolina Chiarotto

ÚLTIMAS NOTICIAS


NOMBRE
EMAIL
Random Number
20/12 - 08:31 hs
Mabel | Son in aliciente esperanza de qie hay en este mundo chico seres que creen que no todo está perdido y pueden dar mucho de si mismo para otras personas que los necesitan.....debería haber más facilidades en los trámites adoptivos y apoyo por parte del Estado no sólo económico sino profesional ...para acompañar fuertemente a los que deciden adoptar.Ustedes son y serán grandes padres!!!!
13/12 - 16:00 hs
Aldo Esteban Domingo DUCRANO CASALI | FELICITACIONES POR LA NOTA DE LA FAMILIA ADOPTANTE DE NUEVOS SEIS HIJOS.- Ejemplos para "copiar" por quienes pueden hacerlo al menos para con uno de los tantos "abandonados" en la vida, faltos de amor, de familia, de ámbito social, de comprensión, etc.- Ejemplo para que el "señor" Estado entienda que debe ser control de los niños y jóvenes que entrega en adopción, pero, no debe ser "la mula del malacate" que sigue girando solo pidiendo nuevos papeles, estudios, condiciones, etc., y, haciendo que los niños se violenten a sí mismos encerrados en ámbitos donde sus "cuidadores" solo ven es lugar como un ámbito donde cobrar un sueldo, olvidando que deben cumplir la mínima función de respetar, acompañar, y, si hicieran un sacrifico pequeño, de amar a todos ese niños puestos a su cuidado.- Otro, tal vez no necesiten adoptar, la vida les dio todo, y también les dio posibilidades económicas, sería hermoso que en agradecimiento a ello, fueron "los padrinos" de los que fueron ad ...
PÁGINA   1   DE   1  -   TOTAL : 2
20588
AVISO
AVISO
AVISO

MÁS VISTAS


WhatsApp 358 481 54 54
Tel: +54 358 4638255 (Rotativo)
Constitución 399, CP5800 - Río Cuarto, Córdoba, Argentina
CONTRATAR PUBLICIDAD AM
WhatsApp 358 482 80 13
Tel: +54 358 4638255 (Rotativo)
Constitución 399, CP5800 - Río Cuarto, Córdoba, Argentina
CONTRATAR PUBLICIDAD FM
Diseño y Programación Sebastian Gelain